Megane RS Trophy R: Nuevo líder entre los deportivos de tracción delantera más veloces

El deportivo de Renault, rebajó 5 segundos el récord de vuelta que había logrado el Honda Civic Type R.

Megane RS Trophy-R Nurburgring Record Pack (1)
Megane RS Trophy-R Nurburgring Record Pack (3)
Megane RS Trophy-R Nurburgring Record Pack (2)

Así como un sector de las automotrices se esmera en innovar y producir coches con motorizaciones menos contaminantes, por otro lado, están quienes aún buscan disponer con el auto de serie más veloz del segmento.

Este preciado galardón lo obtuvo y lo venía sosteniendo el Honda Civic Type R, quien vino rompiendo récords de vueltas en varios circuitos europeos.

Civic_Type_R
Honda_Civic_Type_R
el honda Civic

El Hot Hatch, de la marca nipona, se equipa con motor naftero 2.0 VTEC Turbo, de 320 CV y 400 Nm, y tras tener la vuelta más rápida en varios circuitos: 2:01:51 en Magny Cours (Francia)/2:53:72 en Spa-Francorchamps (Bélgica)/2:31:32 en Silverstone (Inglaterra)/2:01:84 en Estoril (Portugal) 2:10:19 en Hungaroing (Budapest) y 7:43:80 en Nürburfring (Alemania), encabezaba el podio del tracción delantera más rápido del mundo.

Sin embargo, esta semana el Mégane R.S. Trophy-R, hizo saltar los cronómetros en el circuito Belga, Spa-Francorchamps, y superó con nada menos que por 5.3 segundos al Civic Type R, tras hacer una vuelta de 2:48:51.

Debajo de su capot, la versión más radical del coupé de Renault esconde un cuatro cilindros 1.8 TCe que desarrolla 300 CV y un par máximo de 420 Nm. Este se acopla con la transmisión de doble embrague EDC con 6 velocidades y posibilidad de manejo secuencial.

Este logro, cae en vísperas del inicio de esta bestial versión (se planean fabricar solo 500 unidades), el cual estará disponible durante la segunda mitad del año en los principales mercados europeos.

A diferencia del RS Trophy (a secas), tiene 130 kilos menos (1.306 kilos), lo que lo vuelve aún más ágil en las pistas.

Otras soluciones deportivas que ofrece solo esta versión, es su sistema de escape desarrollado por Akrapovic, el sistema de frenado con el sello de Brembo, los asientos deportivos tipo baquet Sabelt, neumáticos de altas prestaciones Bridgestone o la amortiguación Öhlins. Cuenta además con mejoras en la aerodinámica gracias a los nuevos paragolpes y la suspensión rebajada.