Publicaciones etiquetadas ‘Amarok’

Volkswagen Amarok de 258 CV: breve contacto antes de su llegada

A partir de marzo todas las versiones de la pick up de la alemana, impulsadas por el motor V6 tendrán, 258 CV (antes 224 CV). La probamos antes de su llegada.


Desde hace no mucho tiempo atrás, en el segmento de las pick ups medianas se ha desatado una particular batalla: ¿Cuál es la de motor más potente? Los exponentes con más caballos eran en su momento, la actual Chevrolet S-10 con 200 CV, junto a la Ford Ranger con su motorización 3.2 turbo diésel, también de 200 CV.

Pero después vino una bataola de versiones con más caballos y el mapa de las “chatas” medias cambió: Volkswagen Amarok sumó a su tradicional motor turbo diésel de 180 CV, un V6 3.0 TDI de 224 CV, Ford incorporó la Ranger Raptor con un corazón 2.0 tubo diésel de 4 cilindros y 213 CV y Toyota, lanzó la Hilux GR2 con un V6 naftero de 238 CV; con la cual ocupa el trono de la chata mediana más potente.


Sin embargo, a partir de marzo, las fichas volverán a cambiar, puesto que la Amarok V6 dispondrá 34 CV extras, puesto que ofrecerá 258 “burritos”. Entre varias de las acciones que realizamos en la Costa Argentina, pudimos tomar un contacto con dicha motorización por los médanos, y te contamos las sensaciones que transmite la futura pick up mediana más poderosa que se venderá en nuestro país.

¿Con poca potencia yo?

La Amarok es una de las pick ups de origen nacional (se produce en Pacheco) que batallan en el competitivo segmento de las camionetas medianas. Apenas se lanzó se puso en tela de juicio por dos temas: Volkswagen no tenía experiencia haciendo pick ups y su motor bi turbo de 180 CV, despertaba dudas por su posible falta de potencia, pero más por el recurso del turbo.


Hoy Amarok no solo se ha instaurado y ha ganado respeto en el segmento de las pick ups, sino que a partir de marzo será la chata con más caballos del segmento. Desde mediados del 2017 Volkswagen decidió saciar la necesidad de aquellos que le exigían más potencia a la pick-up Amarok 2.0 biturbo de 180 CV y así introdujo a su versión V6. Es decir, aquella impulsada por un potente motor 3.0 turbodiésel capaz de desarrollar unos importantes 224 CV.

Es una motorización importada de Alemania que tuvo muy buena aceptación en las versiones Highline 4×4 Automática y Extreme 4×4, también automática -las más equipadas y costosas- con un uso está más emparentado con la ciudad.


Luego, VW decidió ofrecer este motor V6 contemplado por el hombre de campo, y por ello decidió completar la gama con la versión Comfortline, una versión más accesible, con menos “chiches” y más condiciones para el uso duro.

Ahora, Volkswagen unificará la potencia de todas las versiones con motores V6 en 258 CV, es decir 34 caballos más de lo que hasta aquí ofrecía.

El mismo corazón, pero “remapeado”



El motor V6, es en definitiva el mismo que venía ofreciendo, pero tras un “remapeo” específico de la computadora, llegará a los 258 CV, los cuales se convierten en momentos en 272 CV, luego de que el denominado OverBoost, se despierta en un determinado rango de vueltas.

Al volante de la más poderosa

Disponer debajo del pie derecho 258 CV cuando el cuenta vueltas se posa apenas en las 1.500 revoluciones es una gran sensación. En nuestro caso, donde el recorrido implicaba desafiar los médanos, nos trasmitió mucha confianza.


El sistema de tracción que equipa a todas las Amarok (se denomina 4Motion y va repartiendo la fuerza necesaria hacia el eje que lo va requiriendo) no tiene reductora, y ello es un faltante importante cuando se precisa mucho torque en la zona baja. Pero los 580 Nm de torque, suplen de alguna manera esa fuerza extra que se precisa.

Siempre, en todos los recorridos off road organizados por las automotrices, un guía está sentado en el asiento del acompañante. En este caso, luce tranquilo y confiado. En parte, entiende que el rigor de esta motorización “te saca” de cualquier entuerto.


Es notable el poder de aceleración apenas interactuamos con el acelerador y en las zonas planas de arena compacta que llevan a los médanos, la Amarok parece flotar. En este aspecto, gran mérito el de sus suspensiones.

A los pocos minutos aparecen los primeros médanos, la mayoría todos trazados con huellas de los muchos vehículos 4×4 que serpentean a diario las dunas. Sin embargo, el guía nos demuestra una cuota más de confianza y me sugiere: “vamos a una zona con mayores pendientes, donde no suele ir nadie”.

Dejamos pasar entonces la zona clásica de médanos en la zona de La Frontera y recorremos un par más de kilómetros, al tiempo que nos internábamos a una zona más desértica y alejada del mar. Aparecieron, entonces, unas dunas inmaculadas, sin ninguna huella de ningún aventurero 4×4, y ello desde ya genera un poco de incertidumbre (miedo).

Encaramos las dunas a ritmo enérgico, entre las 1.500 y 1.800, el nivel de revoluciones ideal, donde justamente el Overboost, abre la tranquera para que aparezcan los 277 CV, en lugar de los 258 caballos.


Este festival de caballaje, nos saca la preocupación de quedar enterrados en una arena totalmente virgen, pero nos obliga a ser cautos al momento de llegar a la punta de los médanos, por la sencilla razón que ni yo ni el guía sabe que nos deparaba del otro lado.

Resultado de la sugestión de saber que es la motorización más potente de las chatas medianas, o quizás por lo solitario y alejado que no encontrábamos, nos impresionó el rugido del motor que repercutía con gran tenor.

Es extraordinaria la sensación de encarar la pared de los médanos y atravesarlos de costado. Es lo que se denomina en la jerga del off road, “barrenar o surfear”. Una de las maniobras más complejas por el riesgo de volcar y no parar hasta abajo. Maniobra que se va corrigiendo la trayectoria de la camioneta, “peinando” el acelerador y donde justamente tener mucha potencia al instante, hacen la diferencia.

Fueron cerca de 20 minutos de constantes trepadas, descensos estrepitosos, derrapes obscenos y despilfarro de arena por doquier, en la más absoluta soledad. Agotados y con un compañero en la plaza trasera un poco convaleciente, decidimos detenernos para tomar fotos con mejor vista.


Sabíamos que el tiempo de test se había extendido por el buen gesto del guía y al ser la única Amarok proveniente de Alemania, (la que se comercialice en marzo, se fabricará en Argentina, salvo su motor), debíamos regresarla prontamente para poder ceder a otros colegas la gran chance de interactuar con esta nueva Amarok v6.

Un contacto corto, pero contundente, que sirvió para experimentar el nuevo potencial que tendrá ahora las Amarok con el propulsor V6 de 258 CV. Una potencia, para nosotros, que sobra por todos lados y que nos da la sensación que con la anterior potencia de este propulsor (224 CV) bastaba. Sin embargo, como dijimos al comienzo del informe, Volkswagen está entre las terminales que se subieron a la batalla por tener la pick up más potente y ello, es lo que sucederá a partir de marzo.

Posted in Pruebas

Leer más

Pick ups: La batalla por ser la más potente

Volkswagen Amarok V6 (258 CV), Ford Ranger Raptor (213 CV) y Toyota Gazoo Racing (275 CV), son los tres exponentes que competirán para ganarse el título de la más potente entre las “chatas” medianas.

Hace tiempo que las pick ups dejaron de ser vistas y utilizadas por sus usuarios, como aquellos vehículos destinados para el trabajo duro. Es decir, para lo cual fueron concebidas. De allí se explica el fenómeno, por ejemplo, de que una camioneta como la Toyota Hilux (desde $1.598.200), encabece el ranking de los modelos más patentados (en Octubre fue la más vendida con 2.046 unidades), mientras que la Amarok (desde $1.607.305) se ubicó cuarta en el ranking con 1.026 unidades y la Ford Ranger (desde $1.693.800), en quinta ubicación con 1.016 unidades. A ello responde, el uso que se le otorga, cada vez más emparentado con la ciudad. Esta cuestión, ha impulsado a las marcas a esforzarse por tener versiones cada vez más lujosas y “tecnos”. Cumplida esta fase, la estrategia de las terminales es seducir a los amantes de las pick ups, con versiones que sobresalen por su potencia. En Motriz, repasamos uno por uno, quiénes son los competidores en este sentido, cuáles llegarán para sumarse a la competencia y qué puede pasar con los ausentes.
Vokswagen Amarok V6 (258 CV)
Volkswagen fue quien pateó el tablero a mediados del 2017 cuando lanzó la Amarok V6. Justamente la marca que cuando incursionó en el 2010 con la Amarok en el segmento de las pick ups y fue puesta en tela de juicio por la pobre potencia de sus motores (la gama se inicia con un 2.0 TDI de 140 CV y 180 CV), está actualmente en el reducido grupo de las “chatas” más potentes. Su V6 turbodiésel con sistema OverBoost, ofrece 224 CV y un impresionante torque de 550 NM. No conforme con ello, Volkswagen anunció la llegada a principios del 2020 de la Amarok V6 de 258 CV. Se trata del mismo motor turbodiésel V6 de 3.0 litros de cilindrada de la versión de 224 CV, pero con un mapeo diferente de la computadora para ofrecer 224 CV adicionales. Incluso, con la función Overboost (conserva su duración de diez segundos y se activa entre 50 y 120 km/h, o hasta alcanzar 140 km/h) llegará a 272 CV. Ficha técnica:
  • Motor: V6 3.0 turbodiesel 258 CV con sistema OverBoost, (272CV)
  • Nm: 580 Nm de torque
  • Tracción: Integral 4 Motion (sin reductora)
  • Caja: Automática de 8 marchas
  • Precio: (Aún no informado. La Amarok V6 Comfortline de 224 CV arranca $2.386.800 y la Amarok V6 Extreme cuesta $3.051.200)
Ford Ranger Raptor
Ford se metió de lleno en la contienda de las pick ups potentes. Su as bajo la manga se llama Ford Ranger Raptor, desarrollada por la división deportiva de la marca (Ford Performace), lo que dio como resultado una pick up que además de tener 213 CV y 500 NM, es la pick up más deportiva del segmento. La pick up proviene de Tailandia, y debajo de su capot, lleva un cuatro cilindros Panther 2.0 bi-turbodiesel. La caja es automática de 10 velocidades (con convertidor de par). Tracción 4×4 desconectable, con reductora. Está pensada para el uso más extremo, del cual ninguna pick up hoy podría salir bien parada. Para ello cuenta con un chasis reforzado y amortiguadores de competición Fox 2.5 pulgadas, con sistemas de espirales en el eje trasero. Cuenta también con bloqueo de diferencial trasero 100 por ciento y cubiertas All Terrain 285/70 R17. Ficha técnica
  • Motor: 2.0 litro Phanter de 4 cilindros bi-turbodiesel de 213 CV
  • Nm: 500Tracción: 4×4 desconectable con reductora
  • Caja: Automática de 10 marchas
  • Precio: $3.174.000
Toyota Gazoo Racing
Toyota es otra de las que decidió emparentar a su pick up con la competición. La división Gazoo Racing, fue la encargada de intervenir a la Hilux para orientar su manejo hacia uno más deportivo. Lo hizo a partir de una reconfiguración en todo su sistema de suspensión (amortiguadores, elásticos y espirales, son nuevos). Pero, no había novedades que implicara un incremento de potencia, puesto que seguía con el ya conocido 2.8 turbodiésel de 177 CV y 420 Nm. Sin embargo, es Toyota, y en dos meses estará llegando la Hilux GR Sport V6. Una versión que estará impulsada por un nafero V6 (es el mismo que lleva hoy el SUV de lujo, Toyota Land Crusier Prado), de 4.0 litros con 275 CV y 381 Nm. Este propulsor proviene de Japón, tiene cuatro válvulas por cilindro y doble distribución variable, por cadena. No tiene turbo, es atmosférico. Su configuración aún no se sabe. Ficha técnica:
  • Motor: 4.0 litros naftero aspirado V6 de 275 CV
  • Nm: 381
  • Tracción: 4×4 con reductora
  • Caja: (no fue informada. Se estima que será la misma de la Hilux GR de 177 CV, es decir automática o manual de 6 marchas ambas)
  • Precio: (La Hilux GR-Sport de 177 CV parte en los $2.797.200 –caja manual- hasta los $2.933.300 –caja automática)

Posted in Mercado

Leer más

Motriz (C) 2013