Nuevo Mini Countryman

El SUV de segunda generación  ya está a la venta en la Argentina. Creció en dimensiones, con características más acentuadas del segmento donde busca competir

Los pequeños modelos de Mini fueron, en su historia, los que le dieron a la marca ese dote de exclusividad. Vehículos chicos pero caros, ya que se resguardaban bajo la más alta calidad y originalidad.

Con el tiempo la marca fue sondeando nuevos terrenos y empezó a ver otros segmentos para participar, manteniendo la estética “Mini”, pero creciendo en dimensiones.

La llegada del nuevo Countryman es un nuevo “golpe de suerte” para esta estrategia. Reemplaza al modelo que se vende desde 2011 en la Argentina, y que corresponde a la primera generación que se comercializó en el mundo entre 2010 y 2016, pero ahora con un tamaño aún más generoso.

La presentación oficial del SUV se realizó con un evento en Olivos, donde la marca desplegó un escenario acorde al modelo.

El nuevo vehículo mide 20cm más de largo, llegando a los 4,29 metros, 1,82 metros de ancho (creció 3 cm) y 1,55 metros de alto. La habitabilidad también creció 7,5 centímetros, lo que propicia más distancia para las piernas en los asientos traseros y mayor comodidad a la altura de los hombros. En concreto, Mini anuncia que ahora hay 10 centímetros más para las piernas y unos 5 centímetros más a la altura de los hombros.

Otro dato importante es que el nuevo modelo comparte plataforma con el Clubman y X1, por eso su mayor tamaño. Y el CX mejoró a 0,32.

En cuanto al diseño, tiene un frontal más prominente, los grupos ópticos más afilados, el ancho de la parrilla le brinda agresividad pero continúa con los rasgos que caracterizan a la familia Mini ya que en la parte delantera los faros de niebla han sido reubicados de manera central, con esta nueva estructura se colocan dos pequeñas tomas de aire en los extremos.

La versión Cooper S Chili incorpora faros LED y una luz de conducción diurna, creada por primera vez por una línea luminosa que los rodea completamente, que le dan un aspecto más atrevido y deportivo, al igual que sus llantas de 18” Pin Spoke, a diferencia de las llantas de 17” Imprint Spoke de las versiones Cooper y Cooper S Pepper.

Por dentro se caracteriza por la nueva consola central. Junto con el sistema de navegación Professional de MINI, y el Touch Controller de la consola central, ahora también cuenta con una pantalla a color de 8.8 pulgadas en el MINI Visual Boost, diseñada como pantalla táctil, que permite seleccionar y ajustar funciones al tacto.

Por otra parte, gracias al equipamiento antes mencionado, se puede emplear otra función desarrollada exclusivamente para el Countryman que resalta el talento polifacético del nuevo modelo de una forma tan innovadora como divertida. Se trata del temporizador que registra desplazamientos sobre rutas y calles inclinadas, irregulares o sin pavimento.

El tipo y el alcance del lugar se registran y se muestran con gráficos en la pantalla central en el mismo momento en que el nuevo Countryman se adentra en un terreno difícil. El análisis de la situación de marcha se realiza con los datos que pone a disposición la unidad de mando del control dinámico de estabilidad.

Además, una novedad en el Countryman es el sistema MINI Find Mate, en el que etiquetas con función de localización inalámbrica vía Bluetooth se pueden fijar en objetos de uso habitual y de viaje como bolsas, valijas, llaveros o mochilas.

Se puede localizar no sólo en el monitor de a bordo del Countryman, sino también en el Smartphone, la posición de todos los objetos interconectados con el localizador de Bluetooth que el conductor no quiere olvidar bajo ninguna circunstancia. Si la etiqueta se encuentra fuera del alcance del Bluetooth se mostrará el lugar en el que había conexión por última vez.

En cuanto al resto del equipamiento, tiene freno de mano eléctrico, los aireadores con formas rectangulares y se puede personalizar con molduras de retroiluminación.

La oferta está integrada por dos motorizaciones. Una es de tres cilindros 1.5 turbo de 136 cv y otra de cuatro cilindros 2.0 turbo de 192 cv. Las cajas son manual de seis velocidades o automática de ocho marchas. También se puede elegir entre tracción delantera o integral de acople automático All4.

A la hora del manejo todo se vuelve más sencillo con MINI Driving Modes, que te da la opción de seleccionar tres modos de conducción: Green, Mid o Sport. La cámara trasera es primordial para evitar los obstáculos sobre el asfalto o fuera de él.

Las versiones vienen con llantas de aleación de 17 pulgadas, mientras que las Cooper S traen ruedas de 18″.

La estrategia de Mini en la Argentina con el Countryman tendrá un claro rival: el nuevo Audi Q2 que la marca de los anillos lanzó este año al mercado. Habrá que ver quien gana la contienda.

Precios

  • Countryman Pepper 136 cv Manual, 44.600 dólares
  • Countryman Pepper 136 cv Automático, 47.600 dólares
  • Countryman Cooper S 192 cv Automático, 54.900 dólares
  • Countryman Cooper S 192 cv Automático All4, 61.900 dólares

Tagged with: , , ,