Hummer se sumá a la onda eléctrica

La mítica firma americana, caracterizada por tener uno de los modelos más descomunales y contaminantes de la tierra, presentó una edición eléctrica.

Que la mayoría de las terminales de auto apuntan hacia la movilidad eléctrica en un corto plazo, ya no es novedad. Ahora, que la reconocida firma Hummer, la cual justamente siempre se emparentó por tener uno de los modelos más contaminantes y “gastadores” sobre la faz de la tierra, haya presentado una versión de su brutal vehículo con una motorización amigable con el ambiente, si es novedad.

El evento que tuvo lugar ayer en Austria, aglutinó a varios medios, que fueron atraídos no solo por este Hummer con corazón eléctrico en sí, sino porque el anfitrión que estuvo a cargo de llevar adelante dicha presentación fue el propio al propio Arnold Schwarzenegger.

Y si uno ata cabo, podría encontrar cierto correlato entre ambos actores (Hummer y Arnold), ya que los dos tuvieron un pasado -no muy lejano- marcado por las batallas, guerras, y tiros, (el Hummer en la vida real y ex Terminator, desde la ficción claro está), y ambos muestran actualmente su costado más sosegado y hasta se podría decir “angelical”.

Tal es así que el directivo de la empresa Kreisel Electric, la cual estuvo al frente de esta adaptación y otras (el Smart Fortwo eléctrico de Brabus es obra también de su creación), se refirió a este Hummer H1 como una “central eléctrica con piel de lobo” que es capaz de moverse “tan silenciosamente, que ni las ovejas del campo se enteran”.

Así es que este Hummer H1 eléctrico ha recibido un trasplante directo de corazón, ya que su motor y transmisión convencionales han sido sustituidos por una mecánica eléctrica conformada por unas baterías de 100 kWh (la misma capacidad que un Tesla Model S P100D) y dos motores eléctricos.

Ambos propulsores pueden mover por separado los dos ejes, de modo que el Hummer H1 no resigna su tracción a las cuatro ruedas y tampoco su potencia, ya que entre ambos puede alcanzar una potencia total combinada de 490 CV.

Con semejante potencia, la firma declaró que el peso total del Hummer ascendió a 3.300 kg,una cifra que reduce su autonomía a 300 km, a pesar de tener las mismas baterías que la berlina de Tesla. Su velocidad también se ve afectada, aunque esto se debe más por la arquitectura de todoterreno puro que tiene el Hummer H1, que les obliga a limitarla a 120 km/h.

La empresa Kreisel declaró que de momento este Hummer no se producirá en serie esta versión.