Pinturas mate y tonos más llamativo, la nueva tendencia para los autos

Si bien los blancos y grises siguen siendo los colores más vendidos, algunas opciones más intensas empiezan a asomar entre los autos. Y de a poquito, ganan la atención de los compradores. Te contamos qué es lo que se viene.

En la elección de un auto aparecen dos elementos principales que los decisores de compra (si es más de uno quien define, como puede ser el grupo familiar) buscan ponerse de acuerdo: qué modelo y qué color. Y en general, los argentinos optan por los colores más sobrios, desde un gris hasta un blanco.

Sin embargo, junto con algunas marcas que se están jugando más en la presentación de sus novedades, con tonos más fuertes, también empieza a asomar el gusto de los compradores por otras alternativas. “A los argentinos les gusta el rojo, aunque al momento de realizar la compra, optan por los grises“, confirmó Andrés Murphy, gerente del segmento Transportation (OEM) de Axalta Coating Systems Argentina.

La tendencia a “arriesgar más” en la elección del color de un auto se empieza a notar a nivel mundial, y se manifiestan dos cambios importantes que son la elección de estas opciones más llamativas y también la pintura mate como alternativa atractiva, especialmente para los fanáticos de los deportivos.

 

“En Axalta monitoreamos las tendencias automotrices y pronosticamos cómo cambian los gustos de color en el mercado automotriz. Todos los años lanzamos nuestro “Reporte Global de Popularidad de Color” y este año, si bien el estudio muestra una fuerte tendencia por las tonalidades neutrales, el color regresa en la preferencia del consumidor “, explicó Murphy.

Por otro lado, a nivel mundial, el blanco sigue siendo el más usado, pero también es notable que los tonos coloridos se están agregando a los neutrales para crear tonos llamativos. “En algunos casos, podrá haber tonalidades y efectos que añadirán profundidad y belleza a los colores neutrales”, definen desde Axalta.

Colores mate
Otra de las tendencias que lentamente empiezan a manifestarse es la elección de los colores mate. Por ejemplo Peugeot sumó hace poco tiempo al mercado el nuevo 208 GTi con un color gris mate exclusivo, el cual logra diferenciar el auto de la competencia.

“No se registran todavía en las estadísticas las preferencias por los colores mate, aunque es indiscutible que comienzan a tomar mayor preponderancia en el mercado. En general, quienes ofrecen estos acabados, lo hacen para aquellos diseños más “deportivos” y “exclusivos”. Grandes marcas suelen realizar series de unas pocas unidades con colores mate exclusivos. Por lo tanto, no son muchas las terminales que soliciten el desarrollo de estos colores”, comentaron desde Axalta.

Cualquier color puede ser mate, desde el negro o gris hasta amarillo, rojo, verde, naranja, blanco, pero los más se pueden ver en las exposiciones de autos son aquellos de tonos oscuros como el negro y el gris.

En Argentina, quienes quieran repintar su auto color mate, pueden acceder a la red de talleres certificados Standox. Estos son talleres de pintura autorizados por Axalta que utilizan el sistema de pintura con mayor número de homologaciones de fábrica a nivel mundial.

Uno de los datos a tener en cuenta es que, al producirse en lotes inferiores a la pintura tradicional, puede elevar su costo. También requieren de más cuidados. No se puede pulir, por lo que no se pueden eliminar los defectos. Por lo tanto, es más delicada que un acabado brillante donde se pueden eliminar los pequeños defectos en la capa de barniz por medio del lijado hasta nivelar la superficie y recuperar el brillo.

Lo más importante a la hora de conservar este tipo de pintura es la limpieza. No se recomiendan los lavados en auto lavadoras con sistema de rodillos ni de lavados a alta presión. Tampoco se deben utilizar los abrillantadores convencionales, ceras u otros productos.

La recomendación es lavar el auto a mano con paños de microfibra y jabón neutro y no usar papel para secar ni otros materiales que puedan rayar la superficie.

Otro punto importante es revisar con frecuencia la pintura para evitar que se depositen y permanezcan mucho tiempo suciedades. En esos casos se deben eliminar a la mayor brevedad posible. En síntesis, las pinturas mate necesitan ser lavadas más a menudo y con mayor cuidado.