Royal Enfield: «Tenemos planes para fabricar más motos en Argentina»

Después de confirmar una inversión de $700 millones para ensamblar tres modelos en el país, Mauricio Salazar, Country Manager de la marca, anticipó que serán más los productos nacionales



Con una larga trayectoria en la industria de las dos ruedas, Royal Enfield, la marca británica que comenzó como fabricante de bicicletas y que rápidamente se convirtió en productora de motos, dio uno de los grandes anuncios para el sector.

Con una inversión de $700 millones, y en asociación con el grupo Simpa, de capitales nacionales, comenzará a ensamblar tres modelos de motos en el mercado local.



La decisión es de gran trascendencia ya que por primera vez en la historia de la Royal Enfield, que en la década de los ’50 se trasladó de Inglaterra a la India y en los ’70 quedó como única sede de producción, eligió a la Argentina como nuevo mercado para ensamblar, un hito que quedará marcado en la historia de la firma, muy fiel a sus orígenes.

En cuanto a los modelos elegidos para el debut, serán Interceptor y Continental, de 650cc, e Himalayan de 410cc, los que más aceptación tienen en el mercado. En esta primera etapa, serán 240 motos por mes las ensambladas.



Una de las consultas a los responsables de la marca fue sobre el precio de los modelos, si al evitar el impuesto extrazona del 35%, bajarán de precio. Sin embargo, no todo es tan lineal.

«Hay que hacer inversión en mano de obra, herramientas, no es tan lineal el traslado a los valores. Si habrá una baja de precio pero no del 35% directo entre modelo y modelo, porque se harán componentes diferentes, y al principio los más complejos serán importados», explicó Mauricio Salazar, country manager de Royal Enfield.

Puesta en marcha

El plan de invertir en el mercado local para poder fabricar motos estaba en carpeta de Royal Enfield, pero la coyuntura aceleró los trámites.

«Ya teníamos el proyecto, pero cuando cambiaron las regulaciones y se complicaron las importaciones, se aceleró el proceso. Estamos en el momento perfecto, de estas crisis salen grandes oportunidades», comentó Salazar.

Por ahora, el proyecto es solamente fabricar para las ventas en el país. En realidad, como conseguir la licencia para ensamblar fuera de la casa matriz se dio por primera vez en la historia, esto es un prueba piloto. «La idea es hacer lo mismo en otros mercado, como Brasil y Colombia. Luego se verá como seguir», comentó Salazar.



Sobre el futuro, anunciaron que este es solo el primer paso de una nueva era, y que ya tienen planes para que nuevos modelos se produzcan en la Argentina. Uno de ellos será un nuevo producto de 350cc de última generación, que en poco tiempo saldrá a la luz en India y luego desembarcará en el país, primero importado y luego ensamblado.

«Es un producto nuevo, con un motor más suave, nuevas prestaciones y cero vibraciones. Es un excelente desarrollo», comentó el Country Manager.

Así, la estrategia es que este primer paso sirva como puntapié para seguir trabajando en la produción de la marca en el mercado local, con la finalidad de poder, luego, exportar a la región.

Motriz (C) 2013