Lanzamiento Ducati Scrambler 1100cc

Llegó la Ducati Scrambler más “picante” al país. Conserva el estilo Retro, pero esconde soluciones tecnológicas dignas de una moto de pista.

En el día de hoy, la concesionaria que comercializa en Córdoba la línea Ducati (miembro del grupo Mundo Maipú), convocará a cientos de “ducatistas” e interesados de la marca, en su exclusivo showroom de Av. Colón 4.065. ¿El motivo? La llegada de cuatro novedades a las cuales fuimos a conocer en el día de ayer. En este informe, te mostramos a la Scrambler 1100cc 

Se trata de la Scramber más poderosa de la familia, que si bien conserva el inequívoco estilo retro de sus hermanas menores (Scrambler Sitcty2 400cc y la Scrambler 800cc), esta 1100cc adopta soluciones propias de motos más “salvajes”. Así su corazón, es ahora un Desmodue bicilíndrico refrigerado por aire de dos válvulas por cilindro, pero con una capacidad de 1.079 centímetros cúbicos que ahora consigue 86 CV.

Se ofrece en 3 versiones diferentes (1100cc, Special y Sport), cada una con un estilo diferente. Entre los cambios más palpables, resalta su faro delantero con tecnología led y luz diurna en forma de anillo. El sub chasis trasero es ahora de aluminio. Sus escapes, ahora son dobles y cuentan con salida elevada.

El cuadro de mandos también es novedad en la 1100 con una esfera digital que se complementa con una segunda pantalla ovalada a través de la que se pueden controlar los tres diferentes modos de conducción (Active, Journey y City), el control de tracción y la intrusión del ABS con asistencia de frenada en curva por primera vez en una Scrambler.

El chasis sigue siendo un multitubular de acero pintado en negro a juego con el motor, pero no es el mismo que el montado en la versión de 800. Se han reforzado los puntos clave para aportar una dosis extra de estabilidad así como para soportar el peso algo superior del motor 1100.

En la Scrambler 1100 las suspensiones son Marzocchi delante y Kayaba detrás, que sujetan unas llantas de aleación de 10 radios. En la Special las suspensiones son las mismas pero se montan llantas de radios.

Importante diferencia de tamaño con respecto a la Scrambler 800cc (izquierda) y la flamante Scrambler 1.100cc (derecha)

Los frenos recurren en esta ocasión a un equipo de frenos Brembo con discos de 320 milímetros mordidos por pinzas Brembo Monobloc M4.32 con la adición del sistema antibloqueo en curva con plataforma de medición inercial. Porque tener pinta de clásica no va en contra de la última tecnología.

Precio: 27.000 dólares

Tagged with: , , , ,