Solo hay tres modelos de 4×4 por debajo de los $500.000

Junto con las pick ups, los SUVs (Sport Utility Vehicle), son los modelos que ofrecen tracción 4×4. Aqui un repaso por las opciones más accesibles dentro de esta categoría.

Están de moda, los eligen todas las generaciones y las marcas multiplican su oferta para tener una propuesta en cada segmento (chicos, medianos o grandes).  Eso está pasando con los Sport Utility Vehicles, modelos que, en muchos casos, nacieron a partir de un hatchaback al cual se le cambió la suspensión, se amplió el despeje del suelo, se le incorporaron algunos detalles más robustos y se amplió un poquito el tamaño de los neumáticos. Estos son los casos del Ford Ecosport o Renault Duster.

También están aquellos que nacieron de cero y que hoy hacen furor en el mercado, como la nueva Honda HR-V hasta el Jeep Renegade, el Hyundai Creta o los más económicos de Chery Tiggo 3 y 5.

Sin embargo, a la hora de buscar tracción 4×4, es decir, que además de la estética disponga de verdaderas aptitudes off road, no todos los productos tienen esta alternativa. Sin ir más lejos el exitoso HR-V se vende solo con tracción simple. Lo mismo pasa con el nuevo Peugeot 2008 o el Renault Captur.

Las marcas aducen que es muy bajo el porcentaje de compradores para estos modelos “todoterreno” y que muchas veces no se justifica ocupar el cupo de importaciones (menos el HR-V, todos se fabrican en otros mercados), con estas propuestas. Sin embargo, el incremento en ventas de los SUVs 4×4  se fortaleció el último año: en el primer bimestre de 2017 arrojó subas de 60%, donde por más que nunca pisen el barro o la arena, igual quieren la 4×4.

Con estos antecedentes salimos al mercado a conocer las opciones más accesibles para aquellos que quieren un SUV 4×4. Y encontramos que solo hay tres propuestas por debajo de los $500.000.  Se trata del Chevrolet Tracker, Renault Duster y la tercera jugadora Ford Ecosport, que por el inminente lanzamiento de la nueva versión ya fue discontinuada en algunas versiones y solo se encuentra disponible en aquellos concesionarios que la tengan en stock.

Las versiones disponibles son las siguientes:

Renault Duster Privilege. Cuenta con un motor 2.0 con 143 cv, caja manual de 6 marchas. Cuenta con tracción en las cuatro ruedas, desconectable y con bloqueo de diferencial, una de las mejores del segmento. En equipamiento, para destacar tiene cámara de estacionamiento trasero, control crucero, llantas de aleación de 16″ y barra de techo color negro. La seguridad es la mínima exigida por la ley, con dos airbag y ABS. No tiene control de estabilidad.

El precio es de $408.000.

Chevrolet Tracker  LTZ+. Tiene motor 1.8 con 140cv. La caja es automática de 6 marchas y esta versión viene con 4WD (sistema de doble tracción a demanda).  La marca acaba de presentar la versión 2017 con nueva estética y confort, con sistema inteligente de acceso y encendido sin llave, techo solar eléctrico, sensor de estacionamiento trasero y cámara de visión trasera con sistema de ayuda de trayectoria. Es la más segura del segmento en su versión tope de gama. Tiene 6 airbags y control de estabilidad y tracción, Alertas de Cambio de Carril (aviso sonoro en caso de cambio de carril no intencional) y de Colisión Frontal (aviso visual y sonoro de prevención). Además de Alerta de Punto Ciego (ilumina los espejos laterales cuando el sistema detecta un vehículo en movimiento del lado que está en la zona lateral ciega) y Alerta de Cruce de tráfico trasero (mediante aviso visual y sonoro se advierte que se acerca un vehículo mientras está en reversa).

El valor es de $465.000.

Chevrolet Tracker, fue presentada hace pocos días con rediseño y más seguridad

Ford Ecosport Freestyle. Está equipada con un motor 2.0 con 143 cv, con caja manual de 6 marchas y sistema 4WD. Aquel que gracias a sensores que controlan el comportamiento de las ruedas,puede  detectar pérdidas de tracción en las ruedas delanteras,y puede envíar torque al eje trasero. El reparto de par se realiza siempre en función de la rueda con mayor capacidad de tracción, evitando patinazos. El sistema tiene incluso la capacidad de anticipar la pérdida de adherencia de las ruedas delanteras, porque además de monitorear su velocidad de giro, también analiza la velocidad del vehículo, la fuerza lateral, la dirección y la exigencia sobre los frenos. Ante condiciones de exigencia, la EcoSport tracciona con las cuatro ruedas incluso antes de que los neumáticos delanteros patinen. La EcoSport, ya recibió un restyling que se exhibió en Estados Unidos (foto), y llegaría a la Argentina en los próximos meses. Si bien no quedan muchas en stock  de la EcoSport 4WD en la actualidad, e incluso en la página oficial de Ford no está disponible, en la práctica hay  muchos concesionarios que las siguen ofreciendo.

El precio es de $415.200.

Ford Ecosport rediseñada, se lanza en los pròximos meses

Una alternativa a las SUV y las más caras
No se trata de un SUV, pero vale la pena mencionarla ya que por su precio y dimensiones compactas y que encima de ello cuenta con el plus de una caja de carga, decidimos mencionar también a la Fiat Toro. Este modelo cuenta con un motor 2.0 Multijet Freedom, con caja manual de 6 marchas y tracción 4×4 con suspensión independiente Multi Link trasera, se ofrece a $491.800.

Por otro lado, para contar con más opciones hay que dar un gran salto y pasar los $600.000. Allí se encuentra un Jeep Renegade 4×4, Ford Kuga o Hyundai Tucson, entre ciento de modelos que se suman de todas las marcas.

Pero si la cuestión es de precios, y por debajo del medio millón, no hay mucha vuelta: solo quedan 3 opciones de SUV.